Padres preocupados por clases presenciales tras aumento de casos COVID-19