Migración guarda silencio sobre árabes detenidos en Heredia