Pasar al contenido principal
+

Próximos 5 días

Pronóstico en video

(+FOTOS) Maduro asume nuevo mandato en medio de un aislamiento internacional

El juramento es en el Tribunal Supremo porque la Asamblea Nacional es controlada por la oposición.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, inicia este jueves su segundo mandato, en medio de un cerco diplomático de gobiernos que cuestionan la legitimidad de su reelección, en un país donde la profunda crisis económica empuja a millones a emigrar.

El gobernante Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) llamó a sus simpatizantes a congregarse en una avenida céntrica de Caracas que desemboca en el Tribunal Supremo de Justicia, donde el mandatario prestará juramento el jueves para regir la nación petrolera hasta 2025.

El juramento es en el Tribunal Supremo porque la Asamblea Nacional, controlada por la oposición, fue despojada de sus poderes desde que el Partido chavista perdió el control legislativo en 2016, una medida que respalda las críticas de los opositores de que el presidente ha consolidado una dictadura.

Maduro luego se dirigirá a una ceremonia en la academia militar en Caracas, en un gesto que destaca la importancia de las fuerzas armadas en su gobierno.

Grupos de simpatizantes del oficialismo comenzaron a congregarse cerca al Tribunal, sin embargo en su mayoría las calles lucían vacías y con poco transporte público.

Para los líderes opositores, la ceremonia del jueves mostrará internacionalmente a Maduro como un dictador después de unas elecciones en mayo del año pasado en la que la mayoría de los partidos de oposición no participó ante la falta de garantías, y que fueron consideradas por algunos gobiernos del mundo como una farsa.

Pero con el apoyo de las fuerzas militares, una oposición fracturada que no logra articularse, y una campaña incesante contra sus rivales ideológicos.

El mandatario, de 56 años y heredero político del fallecido Hugo Chávez, aseguró el miércoles que Venezuela tiene una democracia "impecable" y le honra que Estados Unidos y otros países lo llamen dictador.

"Han querido convertir una juramentación constitucional, protocolar, formal en una guerra mundial", dijo Maduro en una conferencia de prensa. "Pero les digo también en esta oportunidad: llueva, truene o relampaguee vamos a volver triunfar".

En las calles del centro capitalino se reforzó la presencia militar y policial. Desde el miércoles, algunos postes de iluminación en las avenidas fueron decorados con pequeños afiches a color con la consigna "Yo soy Presidente".